seo-y-sem

¿SEO o SEM? Better call Saul!

Hoy saco a la luz otro de los post que me quedaba en el tintero desde hace ya muchos meses: SEO y SEM, vamos a hablar sobre las diferencias que tienen ambos conceptos que muchos seguís confundiendo y sobre qué estrategias es mejor seguir atendiendo a cada uno de los cánones.

Como el post se depara largo, vamos a ello:

SEO y SEM, todo lo que necesitas saber

SEO y SEM: Definiciones

¿Qué es SEO?

El SEO es el acrónimo de Search Engine Optimization, es decir, Optimización para Motores de Búsqueda, aunque en la práctica y salvo algún que otro mercado como el chino o el ruso, la optimización la vamos a llevar a cabo para Google, que a día de hoy es el buscador tremendamente mayoritario en España (cerca del 99% de cuota de mercado no puede equivocarse).

¿Qué es SEM?

El SEM es el acrónimo de Search Engine Marketing, es decir, Marketing en Motores de Búsqueda, también en este caso el marketing lo realizamos en Google normalmente por el aplastante dominio del mercado del que te hablaba antes y, además, bajo su programa creado a tal efecto llamado AdWords por el que podemos incluir publicidad en el buscador.

Otra cosa a tener en cuenta es que AdWords es, de largo, el programa de Google que más beneficio otorga a la compañía, y claro, le dedican muchos más recursos humanos y una mejor atención que a cualquier otro programa de Google hasta la fecha.

SEO y SEM: Diferencias

Muchas veces se presenta al SEO y al SEM como opuestos, y la verdad es que razón no falta, de hecho, estas son las contraposiciones más habituales para que puedas diferenciar y taxonomizar cada uno de los conceptos:

  • El SEO habla de posicionamiento orgánico, es decir, la posición no se puede comprar, es “gratis”, mientras que el SEM es un sistema de publicidad en el que pagamos por clic teniendo en cuenta la apuesta por la palabra clave en cuestión así como el CTR que tengamos. Es decir, el SEO es gratis, el SEM, de pago.
  • El SEO necesita estrategias a largo plazo (nunca menos de seis meses si quieres hacer algo decente) y los resultados pueden tardar en mostrarse, sin embargo, en el SEM en cuanto empiezas a pagar tienes resultados.
  • Una vez terminas el trabajo de SEO los resultados aguantan un tiempo incluso sin mantenimiento. Ni que decir tiene que cuanto más competida sea la búsqueda, más trabajo de mantenimiento hará falta. En cuanto al SEM, cuando dejamos de pagar, desaparecemos del SERP.
  • En el SEO controlamos el trabajo, pero no los resultados, ya que dependen del algoritmo de Google, de nuestra página y de las páginas de la competencia. En el SEM controlamos los resultados en todo momento, podemos subir y bajar presupuestos, aparecer en el top o en el sidebar según lo que paguemos, etc.

En definitiva, un ejemplo que pongo siempre es que el SEO es como comprarse una casa y el SEM es como alquilarla, pero claro, muy a largo plazo es más rentable el SEO que el SEM, mientras en tiempos cortos es al contrario.

SEO y SEM: Estrategias

Estrategias para SEO

Como te contaba antes, las estrategias de SEO deben estar diseñadas a medio y largo plazo, de hecho, no tiene sentido hablar de estrategia de SEO con menos de seis meses de duración, e incluso hay estrategias de 12 ó 24 meses para palabras realmente competidas, con una alta dotación de recursos para conseguir las señales para ir posicionando mejor en determinados mercados, como pueden ser los viajes o los hoteles, por ponerte dos ejemplos.

Las estrategias de SEO se dividen en dos partes en las que no me quiero meter mucho, por una parte está el SEO on-page, que son las señales que están dentro de nuestra página y, por lo tanto, son controlables, y por otra está el SEO off-page, que son las señales que nos mandan otras páginas web, básicamente enlaces apuntándonos de distinta calidad según sus parámetros y el lugar que ocupan.

Estrategias para SEM

En cuanto al SEM se refiere la estrategia es muy distinta, se divide en dos partes, esto da para mucho libros, así que, de andar por casa:

  • El inicio de la misma configuramos la cuenta de AdWords con filtros, palabras clave, palabras negativas y un sin fin de parámetros, fijamos presupuestos, etc, y ponemos la campaña en marcha.
  • Una vez puesta la campaña en marcha sólo nos quedará la fase de mantenimiento, que básicamente es mirar rentabilidades por anuncio y keyword de forma periódica para que no se nos descontrole nada y además para mejorar siempre las rentabilidades (que suele ser posible).

SEO o SEM, ¿Qué hago para mi proyecto?

Pues aquí tengo que decirte que lo ideal es que hagas funcionar las dos, que comiences con SEM (siempre que no sea un proyecto informativo, no tiene sentido gastar dinero si no vas a vender algo) mientras Google te indexa como es debido y luego cada vez vayas invirtiendo más y SEO y menos en SEM ya que es más rentable a largo plazo.

En definitiva, cuando empiezas un proyecto de entidad el 60% del presupuesto que tengas para estos menesteres debería irse a SEM, mientras que en torno al 40% sería para el SEO (o incluso un 70-30 también estaría bien).

Según vayan pasando los meses y tu site vaya tomando algo de relevancia, lo ideal es ir invirtiendo el proceso para, en el transcurso de 12 a 18 meses, que la balanza esté entre el 60 y el 70% para el SEO, y el 30-40% para SEM.

¿Te gustó el artículo sobre SEO y SEM? Si ha sido así, espero que te suscribas por email, ¡está justo abajo!

Aún sin valoración

¿Valoras el post?

Shares
Share This